Ven y Sígueme Septiembre 2020 - Page 20

El otro día , estaba escuchando un podcast ( de mis favoritos ), que comentaba el plus o beneficio de leer un libro , más allá de la meta de leer mínimo doce libros al año , el equivalente más o menos a uno por mes . Cada fin de año , al hacer el brindis de Año Nuevo , buscamos alcanzar nuevas metas o las mismas que no logramos el año anterior . El hombre del podcast me hizo reflexionar sobre una cosa en específico . Y es algo así ...

Si tuvieras la oportunidad de platicar , de cinco a diez horas , con un sabio que te transmitiera sus ideas , ¿ lo harías ? Si pudieras tener el conocimiento de grandes maestros de cualquier tema , ¿ te interesaría ?
Y , mentalmente , mi respuesta fue afirmativa . Eso es lo que un libro nos da , la oportunidad de conocer una vida de experiencia concentrada en cientos o miles de hojas escritas , dedicadas solo a ti .
Es interesante pensar cómo pasan los años y , a pesar de eso , en cada celebración Eucarística tenemos la oportunidad de escuchar al sacerdote al compartir una breve reflexión de la Biblia . Pero , lo más increíble para mí es que la Biblia , siendo un libro sagrado , siga leyéndose a lo largo de los siglos o durante nuestros años de vida y , aún así , siempre tenemos la posibilidad de aprender y discernir , dependiendo de nuestras circunstancias de vida , al conectarnos con nuestras emociones y experiencias diarias .
El hecho de que , en estos momentos , puedas leer este artículo , me hace reflexionar cómo una mezcla de signos , letras , puede trascender toda una vida , mantenernos informados y podernos comunicar con otras personas . ¡ Que bendecidos somos !

Busca aprender , cada día , más de nuestra religión católica ; busca tener abierta tu biblia para leerla constantemente ; busca podcasts , videos , aplicaciones que te ayuden a crecer en ese amor y testimonio en Dios , no importa si es compartiendo nuestra comida con el que no tiene , o nuestro conocimiento o reflexión porque , al final , lo que cuenta es que venimos a servir a los demás . y asi es como nos volvemos a encontrar

ANA PAOLA NOBLE CARMONA
18