The Valley Catholic August 20, 2019 - Page 18

18 August 20, 2019 | The Valley Catholic NOTICIAS EN ESPAÑOL ¿Qué es el Instituto de Liderazgo Ministerial? Por Joanna Thurmann   Desde sus comienzos en 1998, el In- stituto de Liderazgo Ministerial (ILM) se ha esforzado por formar discípulos apasionados en la Diócesis de San José. Ese trabajo ha dado abundantes frutos. Más de 1,000 personas se han graduado del Instituto desde entonces. A través de clases sobre las sagradas escrituras, la historia de la iglesia, los sacramentos, la espiritualidad, la Ense- ñanza Social Católica y más, el ILM los preparó para convertirse en ministros más efectivos en la variedad de roles de liderazgo laico que sirven en las parroquias, escuelas y comunidades. Al final de cada año académico, los graduados expresan su sincera gratitud no solo por el conocimiento que han ad- quirido, sino también por el amor que han compartido y la renovada pasión que han sentido por trabajar juntos en la viña del Señor. Compartimos aquí las historias de dos graduados, sobre cómo el ILM ha moldeado su ministerio desde que completaron el programa. Ahora estamos aceptando solicitudes para el otoño, y los motivamos a consid- erar el programa. Comuníquese con no- sotros al (408) 983-0110, o visite la página www.dsj.org/ilm. Por Lidia Ruiz, Clase 2019 Mi experiencia que me deja el Insti- tuto de Liderazgo Ministerial va más allá de las expectativas que tenía antes de ingresar. Sólo con el primer día de clase con el Padre Jaime Robledo, yo dije: valió la pena todo el Instituto, la clase era sobre la Revelación, impre- sionante para mí. Cada clase, cada profesor, cada experiencia, la viví al máximo. poner mayor empeño en ser un mejor miembro de mi comunidad parro- quial y de la comunidad en general, teniendo siempre presente que debo de ser testigo de la presencia de Dios en mi vida, tomando el ejemplo de Jesús para ser un verdadero servidor y llevar Su mensaje de amor, compar- tiendo lo aprendido con los demás, para que también otros tengan sed de aprender más sobre nuestra fe y de crecer en nuestro discipulado. “Me ayudó mucho a retomar mi educación religiosa, conocí muchas nuevas cosas, me ayudó a conocer no sólo mi Parroquia, sino a otras parroquias y a mi Diócesis, cómo trabaja y un poco cómo funciona.” el ambiente de respeto y confianza, es una familia, donde la vida espiritual y la vida misma se fusionan en una misma vivencia. Lo que yo aprendí en el Instituto me ha ayudado mucho para prepararme no solo teológicamente, sino espiri- tual y personalmente para poder dar un mejor servicio en la liturgia como proclamadora de la palabra. “Las clases del ILM me han ayudado a crecer espiritualmente y como miembro del pueblo de Dios.” Me ayudó mucho a retomar mi edu- cación religiosa, conocí muchas nuevas cosas, me ayudó a conocer no sólo mi Parroquia, sino a otras parroquias y a mi Diócesis, cómo trabaja y un poco cómo funciona. La cultura y la incul- turación de la Iglesia en las diferentes nacionalidades. Excelentes exponentes, Por Diane Wollants-Bayona, Clase 2019 Las clases del ILM me han ayu- dado a crecer espirit ualmente y como miembro del pueblo de Dios. Las enseñanzas recibidas durante estos tres años, son un recordatorio constante de nuestro compromiso como bautizados. Esto me motiva a La oportunidad de participar en el programa del ILM ha sido un privile- gio en mi vida. Ojalá que muchas más personas estén atentas al llamado y se den la oportunidad de tomar esta formación. Para mí ha sido el primer paso en este vasto camino de apren- dizaje de nuestra fe católica y de una relación más estrecha con Dios. Declaración del Obispo Oscar Cantú sobre la violencia mortal en El Paso y Dayton De nuestra comunidad aún herida por un tiroteo masivo hace solo una semana en Gilroy, enviamos nuestras oraciones y muy sentido pésame a la gente de El Paso y Dayton y a todos los afectados por los recientes tiroteos que han dejado 29 muertos y demasia- dos heridos. Nos unimos en lamento con las familias de los fallecidos y rezamos por la recuperación de los heridos. Pensamos en aquellos que alber- gan odio y miedo en sus mentes y corazones: les recordamos que es inaceptable sacar sus frustraciones con gente inocente. Todas las perso- nas humanas son creadas en imagen y semejanza de Dios, y como afirma la Declaración de Independencia, poseen derechos absolutos a “la vida, la libertad y la búsqueda de la felicidad.” Además, se nos recuerda que cada uno de nosotros en la familia humana tiene una responsabilidad mutua por su hermano, hermana y vecino. Por lo tanto, es importante que nos demos cuenta del impacto que el lenguaje y las actitudes del racismo, la dis- criminación, y el odio pueden tener en los demás. También les pedimos se animen a informar a las autoridades apropiadas sobre cualquier señal que observen en otros que revelen odio y disposición para lastimar a otros o a ellos mismos. Finalmente, nos unimos en solidar- idad con el Cardenal Daniel DiNardo y el Obispo Frank Dewane en su de- claración de parte de los obispos de los Estados Unidos: “La plaga de vio- lencia armada continúa sin control y se extiende por todo nuestro país. Las cosas deben cambiar. Una vez más, pedimos una legislación efectiva que aborde por qué estos acontecimientos horrorosos de violencia mortal por el uso de armas se siguen repitiendo y continúan teniendo lugar en nuestras comunidades.” Que el Dios de la paz traiga con- suelo a las familias de los fallecidos y sanación a los heridos. Que todos prestemos atención a las palabras de Jesús, “ámense los unos a los otros.” Declaración del Obispo Oscar Cantú y la Diócesis de San José sobre el tiroteo en el Festival del Ajo en Gilroy Nuestros corazones están llenos de tristeza a raíz del horrible tiroteo que se cobró la vida de al menos tres víctimas inocentes e hirió a varios otros en el Festival de Ajo en Gilroy el 28 de julio. Estoy agradecido a los socorristas y ciudadanos, cuyos pensamientos rápidos y acciones profesionales salvaron innumerables vidas. Mis pensamientos y oraciones están con las víctimas, los sobrevivi- entes, y sus familias en este momento de dolor. Que Dios, la fuente de nues- tra fe y fortaleza, otorgue consuelo y esperanza a todos los afectados por actos de violencia. Que el dolor dé paso a la curación y la gracia, mien- tras trabajamos juntos para proteger a los inocentes y prevenir futuras ma- sacres, para que la paz prevalezca en nuestros corazones y comunidades. Nota de la Redacción: El 29 de julio se celebró una Vigilia bilingüe de Oración para las víctimas, los sobrevivientes, y los primeros en responder, en la Par- roquia de Santa María en Gilroy.