Revista Sudamericana de pesas revista 2 confederacion sudamericana de pesas - Page 13

RICARDO ARRATIA POZO (1923 -2016) Italo Barattini El día 16 de Julio de 2016, falleció en Viña del Mar, Don Ricardo Arratia Pozo. Y fue despedido de este mundo, como si hubiera estado escrito, el día 18 del mismo mes, exactamente 65 años después de haber dado inicio a la historia oficial de las pesas en Chile Ricardo Arratia quizás no sea tan conocido en el concierto internacional, porque le tocó desarrollarse como deportista en una época en que el intercambio entre los países era algo bastante poco usual y menos en un deporte no muy conocido, en un país con un desarrollo deportivo no muy notable. Sin embargo en Chile, se ganó un lugar de privilegio en la historia de nuestro deporte, logrando ser reconocido unánimemente como el “padre de las pesas chilenas”. De no más de 1.55 mt. de estatura, tenía un corazón y un carácter que lo hacía “pelear” con los “pesos pesados” si de por medio estaba la defensa de sus queridos “fierros”. Y una pasión y espíritu histriónico que lo hacía promotor natural de la actividad, con sus demostraciones públicas explicando cómo se hace un arranque o un envión, ya sea en un vagón del metro, en una plaza o en la Dirección de Deportes. Ya en 1948 había iniciado su recorrido en nuestro deporte. Sin embargo es en 1951 cuando se inscribe en la historia, al formar parte del grupo de deportistas que fundó la primera Asociación del país: Valparaíso, que más tarde daría origen a la Federación Nacional. A partir de entonces nunca dejó de participar del levantamiento de pesas. Por muchos años como deportista, manteniendo una racha de 17 años sin ser batido a nivel nacional y en paralelo como técnico, informándose primero a través de las revistas de musculación de esos años y luego perfeccionándose en diferentes cursos internacionales, que le permitieron más tarde presidir la comisión técnica nacional y participar en diferentes eventos internacionales, incluyendo Juegos Sudamericanos y Panamericanos. No conforme con ello, fue O ficial Técnico Internacional y activo dirigente, habiendo fundado, además de Valparaíso, la Asociación de Punta Arenas, en el fin del mundo, rumbo a la Antártica. Y para culminar sus andanzas, en 1999, con más de 75 años se dio el gusto de batir un récord mundial (no reconocido oficialmente por no haber control doping) en el Campeonato Panamericano Masters desarrollado en Santiago de Chile ese año. Un verdadero ejemplo de amor al deporte, digno de ser imitado. 12