Revista Enrique Shaw - Su Historia - N°2 . - Page 17

Enrique es dirigente de empresas, creía “que tres son los deberes que más deben ser destacados: de servicio, de progreso y de ascensión humana”

a) Servicio: Esteban Woca afirma que Enrique buscaba servir al otro preguntando siempre qué le hacía falta y por su familia. En su presencia el empleado sentía una paz profunda, seguridad y trabajaba a gusto. Enrique anotó en su carpeta N° 6: “el que se acerca a otro para tener más, sacarle algo, no sabrá nunca ayudarle a ser más, que es la manifestación más auténtica del amor”.

b) Progreso: En virtud del mandato bíblico de dominad la tierra y la parábola de los talentos. Shaw se ocupó de la formación y capacitación con los últimos adelantos técnicos para acrecentar la producción, disminuir la fatiga de quienes trabajan y ganar tiempo en la actividad productiva. Así el empleado Piccinini viajó a USA en tres ocasiones a capacitarse en el sector de laboratorio. En una de las plantas se produjeron los primeros tubos fluorescentes con la capacitación por parte de americanos.

c) Ascensión humana: “El dirigente de empresa debe considerar a cada uno de sus colaboradores humanos como un “posible” a quien hay que facilitar la realización y ayudarle a encontrar y extraer lo mejor que tiene de sí mismo. El “clima” de la empresa debe ser tal que contribuya a la ascensión del hombre y le brinde por su trabajo la mejor de las oportunidades para su desarrollo, el dirigente de empresa debe dar toda la libertad posible para que cada uno sea dueño de sus actos y pueda expresar su personalidad” (Shaw, 2010: 23 a 24).

17

EWTN - Entrevista a Sara Critto de Eiras, nieta de Enrique Shaw -VER VIDEO AQUI>>