Projob PROJOB 2020 SP - Page 2

EDIFICIOS SE LEVANTAN ALTOS, MIENTRAS EL CONSUMO DE ENERGIA BAJA: BIENVENIDOS A OWL MOUNTAIN. En Suecia, durante la última década ha ha- bido un fuerte aumento en los proyectos de construcción. Proyectos en la ciudad, áreas comerciales e industriales, infraestructuras y transporte se han priorizado debido a su vínculo con el desarrollo general y el repunte de la economía después de la crisis financiera mundial posterior al 2008. Un nicho menos explotado es el mercado de la vivienda, específicamente los grandes pro- yectos de vivienda destinados al alquiler. La in- seguridad en torno a las políticas a largo plazo para el subsidio público de la construcción de apartamentos más asequibles se ha mantenido a la espera, mientras que el ”Million program” 2 (el impulse político en los años 60’s y 70’s para construir 1 millón de apartamentos) en gran parte ha sido convertido en condominios caros y deteriorados o incluso demolidos. En Hovås, en una zona rocosa con densos bosques de pinos al sur de Gothenburg, algo bastante inusual está comenzando a surgir, un nuevo distrito urbano, Uggleberget en Nya Ho- vås, con un concepto que recuerda los grandes programas de vivienda 50 años atrás: Toda una ciudad con centros comerciales y servicios pú- blicos, rodeados de atractivos edificios con 8 o 10 tiendas e incluyendo 400 apartamentos para alquiler a un precio razonable. Hay un aspecto, no considerado hace 50 años, que ahora es crucial para nuestras viviendas: la sostenibilidad y el bajo consumo de energía es primordial en la planificación de este concep- to de vivienda. Significa que cada apartamento está construido para no exceder los 45 kWh/ m 2 /año en consumo de energía. Los materiales son naturales, por ejemplo, las casas están re- vestidas con tejas de piedra, algo poco común en Suecia, que no solo son 100% naturales sino también 100% libres de mantenimiento. El lugar ha sido un desafío desde 2017 pero ahora se encuentran a tres cuartos de finalizar el proyecto. Han dado forma al lugar teniendo en cuenta el paisaje salvaje y montañoso, no simplificando la construcción en absoluto. El resultado es un pueblo que sube la montaña y domina el Kattegatt, la parte sureste del Mar del Norte.