Mi primera publicacion Especial Coronavirus - Page 5

Además, en seguida se pusieron en marcha propuestas virtuales con el fin de que todos permaneciéramos en casa, por lo que parecía que iba a ser fácil estar entretenida. Con el paso de las semanas, sin embargo, el ánimo iba decayendo al mismo ritmo que los contagios aumentaban, y hubo que ponerse creativa. La verdad es que nunca habría imaginado que rodando los sillones podíamos transformar el salón en un gimnasio, que se nos daría tan bien la repostería o que tener balcón sería todo un privilegio. Mi aprendizaje principalmente ha sido comenzar a darle valor a las pequeñas cosas, y comprobar que en los momentos de crisis es cuando más unidos estamos, aunque sea aplaudiendo cada día desde nuestras ventanas o celebrando cumpleaños virtuales. Me ha sorprendido enormemente cómo se ha volcado la gente, desde empresas y personas influyentes preparando iniciativas para entretenernos en estos momentos tan duros hasta ciudadanos fabricando mascarillas para los sanitarios. Mi mensaje, tras haber intentado coser, pintar y hacer yoga es no forzarse a ser productivo ni a acabar el confinamiento con diez nuevas aficiones. Simplemente se trata de vivir esta época como mejor sepamos y recordar que cuando todo esto pase valoraremos mucho más los abrazos, las salidas y hasta ir a clase. IES TEROR