Barça 112 Junio - Julio de 2022 - Page 143

del aire de cada ciudad . El dato más alarmante fue que un 7 % de los partidos se jugó por encima del umbral de concentración de PM10 ( partículas sólidas o líquidas dispersas en la atmósfera ) que marca la regulación de la Unión Europea . Esta investigación halló que un jugador realizaba de media entre 26 y 34 pases por partido con una precisión del 77 %. El 90 % de todos ellos eran cortos , de una distancia menor de 30 metros . Pero estas estadísticas se veían alteradas según el nivel de PM10 en el aire . Incluso había cambios significativos sólo con niveles moderados de PM10 . La contaminación afectaba no sólo al número de pasadas y precisión , también a su longitud . Los académicos consideraron que el pase largo se puede interpretar como una forma de quitarse la pelota de encima , ya que en la medida