ABClatino Magazine Year 3 Issue 10 - Page 14

H a b l e m o s d e S a l u d

Cuidados del seno

Ejercicio: el aumento de peso produce un aumento en los niveles de estrógeno que puede estimular el crecimiento excesivo de células y el cáncer de seno. Haga a 30 minutos de ejercicio de intensidad moderada al menos cinco días a la semana.

Si bien hay varios factores de riesgo asociados con el desarrollo del cáncer de seno, incluida la edad y el hecho de ser mujer, la evidencia reciente ha demostrado que muchos de ellos son prevenibles. La clave entre ellos es llevar un estilo de vida saludable. Aquí hay algunas formas de mejorar su perfil de riesgo.

Coma más frutas y verduras: la investigación continúa demostrando que una dieta basada en plantas tiene una serie de beneficios para la salud, incluida la protección contra el desarrollo del cáncer de mama

Lyda E Rojas Carrol MD

Cirujana de Mama

Westchester Medical Center

Valhalla NY

No fume: en los últimos años, los estudios están examinando la causa y el efecto del tabaquismo y el cáncer de seno.

Vitamina D: algunos estudios han encontrado que las mujeres con niveles normales de vitamina D tenían un menor riesgo de cáncer de seno. La vitamina D, que se produce cuando el cuerpo está expuesto a la luz solar o se consume de alimentos y suplementos, se convierte en calcitriol, una hormona que se encuentra en tejido mamario.

Si bien los resultados han sido variados, dejar de fumar o no adquirir el hábito es lo mejor para la salud general de una mujer.

Limite la ingesta de alcohol: un análisis de varios estudios mostró que las mujeres que bebían tres bebidas al día tenían 1.5 veces más riesgo de desarrollar cáncer de seno que las que no bebían alcohol.